Blanqueo dental casero: ¿Cómo cambiar eficazmente el aspecto de tus dientes?

Publicado en por Juan Camilo

Existen diferentes modos de realizar un blanqueamiento sin ir al odontólogo, tanto con productos comerciales como elementos que conseguimos en casa.

Productos y preparados caseros

En primer lugar, para mantener blancos los dientes es indispensable un adecuado cepillado como mínimo 3 veces al día.

Al decidir hacer un blanqueamiento casero como o por un odontólogo, es necesario comprender que cada persona tiene un color de dientes natural y no es posible aclarar su tono. Los blanqueamientos sólo sirven cuando hay manchas por tabaco, vino, café, etc, y su éxito depende de no volver a consumir lo que genera esas manchas.

El blanqueo de dientes en casa puede hacerse por varios métodos, unos con inconvenientes y otros sin desventajas probadas. A continuación se comentan algunos:

- Con fresas: sobre las cerdas del cepillo se esparcen fresas maceradas y se pasan por los dientes, dejando actuar por 5 minutos, luego se enjuaga la boca con agua y se pasa la ceda dental. No debe hacerse con frecuencia menor a 15 días para proteger el esmalte dental y no generar más manchas.

- Con agua oxigenada y bicarbonato: en un recipiente se pone la cantidad de pasta dental necesaria para 3 lavados, media cucharadita de bicarbonato de soda en polvo y 5 gotas de agua oxigenada. Con esa mezcla se realiza el cepillado de todo un día. Usar cada 30 días para no gastar el esmalte de los dientes, no cambiar la flora dental ni la coloración de la lengua.

- Con bicarbonato y limón: el jugo de un limón mezclado con 1 cucharadita de bicarbonato hasta conseguir una pasta que debe ponerse con los dedos (nunca con el cepillo para no rayar los dientes) por un minuto. No debe usarse muy a menudo pues el bicarbonato es muy abrasivo y genera poros en el esmalte dental, lo ideal es hacerlo cada 3 a 4 meses.

- Con sal y limón: la sal es muy abrasiva y puede dejar poros muy grandes sobre el esmalte de los dientes, así que si se decide usar, se hace una mezcla del zumo de un limón y una cucharadita de sal y se pone en pasta sobre los dientes con el dedo, durante un minuto y se retira con enjuagues de abundante agua. Se pude usar cada 6 meses.

Es importante saber que debe escogerse un sólo método y no combinarlos, pues así debilita más la superficie de los dientes y hace que aparezcan más manchas.

Productos comerciales

Existen muchos productos dentales que ayudan a blanquear los dientes en casa:

  • Colgate Max White

  • Binaca profesional

  • Rapid White

  • Rembrandt Plus

  • Sensodyne blanqueador

Al usar estos productos comerciales, debe leer muy bien el modo de uso y su frecuencia, así como el inserto, pues su uso indiscriminado puede provocar daños irreversibles en el esmalte dental, pues todos basan su acción blanqueadora en la abrasión.

El blanqueamiento casero nunca será igual de seguro y eficaz como el realizado por un dentista experto.

happy couple woman eat strawberry on whiteSaúde bucodental

Etiquetado en Curaciones dentales

Comentar este post